Cóctel de bienvenida

Si buscan celebrar parte de su boda al aire libre, les ofrecemos el cóctel de bienvenida en la plaza junto al castillo de la Piedra Bermeja, uno de los lugares más románticos de la Villa, rodeada por un paisaje de chopos que por su aroma y alturas irradian sensaciones mágicas, con unas vistas preciosas hacia el Valle de la Alcarria. Un lugar perfecto para hacer algunas fotos, mientras los invitados disfrutan de un delicioso cóctel para ir abriendo boca. El paisaje de la región de la Alcarria produce un contraste muy agradable a la vista entre los encinares, las pequeñas huertas, los olivares y las hierbas aromáticas de las cuestas.

El espacio se decorará junto a bodegones temáticos, hermosos centros de mesa y pequeñas mesas adornadas. Durante el cóctel, los invitados podrán escribir algún mensaje en el libro de recuerdos que, además de ser un grato recuerdo para los novios, es una excelente idea para entretener a los invitados hasta la hora del convite.

El cóctel dura aproximadamente una hora y será seguido del banquete de boda en el interior de La Capilla, que se encuentra a cinco minutos andando. En los días de invierno o lluvia, solemos realizar el cóctel de bienvenida dentro de La Capilla en la zona del Coro Alto. Decoraremos a su gusto este escenario, para que esta primera fase del convite sea de lo más agradable y especial. El banequete se ofrecerá a continuación en el Salón del Claustro.

Decoración para bodas

Nuestros eventos se caracterizan por su elegancia y por tener un estilo distinguido y moderno que hará de su boda un evento inolvidable. Nuestro equipo estará a su servicio para asesorarles y ayudarles con todos los detalles necesarios, como flores, luces, decoración en mesas, etc. Contamos con diferentes alternativas de mantelería, vajillas y cubertería de las mejores calidades. La decoración de la boda define la personalidad de los novios. Por eso tenemos en cuenta todos los detalles para que en este día se refleje su identidad como pareja. Nos gusta aprovechar los elementos de la mesa y jugar con ellos personalizándolos para dar un toque divertido al evento. Los centros de mesa florales son una forma muy bonita de dar color a las mesas y cada vez encontramos más formas y estilos de cómo diseñarlos: en forma de árbol, bouquet, jarrones y floreros, pétalos en agua, etc. Otra opción que comienza a hacerse muy popular es la de decorar la mesa con flores silvestres, ramas de árbol, hiedra o musgo. La idea está en revesitr gran parte de la mesa con las flores, dejando visible solo algunas zonas del mantel y, por supuesto, la vajilla. Este estilo es muy utilizado para bodas de estilo vintage, románticas y shabby chic.

La ventaja de que La Capilla sea un espacio tan diáfano y amplio, es que ofrece la posibilidad de decorar de distintas formas sin perder su elegancia. Las luces han sido perfectamente estudiadas para crear diferentes ambientes, pudiendo incluso en las horas centrales del día, oscurecer todo el espacio. La Capilla se compone por el Salón del Claustro, Salón del Coro Medio y Salón del Coro Alto. Estas zonas son polivalentes y los novios pueden elegir qué uso y qué tipo de decoración tener en cada una de ellas.